Belleza y cosmética

Aceite Corporal de Mercadona: Mi opinión

aceite corporal de mercadona opinión

El aceite corporal de Mercadona se ha convertido en uno de los productos cosméticos más vendidos; pero, ¿es tan bueno como lo pintan o su éxito se debe a su reducido precio? En este post, te cuento todo lo que necesitas saber sobre este tratamiento y te doy mi opinión tras ponerlo a prueba.

No lo puedo evitar. Cada vez que voy a Mercadona tengo que hacer una visita a la sección de cosmética para coger algo. A veces repito productos y otras me gusta probar cosas nuevas sobre todo cuando todo el mundo habla de ellas; no lo puedo evitar, es mi perdición.

Uno de los últimos que he probado es su aceite corporal. Tengo la piel muy seca, como la de un lagarto, y lo único que alivia la sequedad, el picor o la descamación es usar una manteca muy nutritiva o un tratamiento a base de aceites esenciales.

He probado muchos aceites corporales y aunque no siempre he tenido buenas experiencias, la gran mayoría me han dado muy buenos resultados; pero me gusta probar cosas nuevas y mi último descubrimiento ha sido el de Mercadona. ¿Quieres saber mi opinión? Aquí te cuento mi experiencia con todo detalle.

Aceite Corporal de Mercadona: ¿Para qué sirve?

Es un aceite de tacto seco para el cuerpo que hidrata, nutre y mantiene los niveles óptimos de humedad, gracias a su fórmula enriquecida con ingredientes hidratantes y antioxidantes como la vitamina E y sus derivados.

También estimula la producción de colágeno y elastina y aumenta la elasticidad por lo que está especialmente indicado para evitar la rotura de los tejidos y evitar la formación de estrías. Además, previene el estrés oxidativo y el envejecimiento prematuro de la piel.

Es apto para todo tipo de piel, aunque está especialmente indicado para la piel seca o muy seca. Si la tienes normal, es mejor que uses poca cantidad y vayas viendo porque si aplicas mucho de primera, puede que te cueste extenderlo más.

Características principales

Ingredientes

Su fórmula contiene aceite de semillas de girasol y manteca de karité, dos ingredientes hidratantes que nutren la piel en profundidad, protegen frente a los radicales libres y retrasan el envejecimiento cutáneo. También es rico en vitamina E y sus derivados.

Hasta aquí todo bien. Lo malo es que también incluye sustancias derivadas del petróleo como parafina líquida y algún que otro ingrediente poco recomendable como Benzyl Salicylate, un potencial disruptor endocrino.

Paraffinum Liquidum, Isopropyl Palmitate, Oleyl Erucate, Helianthus Annus Seed Oil, Parfum, Butyrospermum Parkii Butter Extract, Tocopheryl Acetate, Tocopherol, Dibutyl Adipate, Pentaerythrityl Tetra-Di-T-Butyl Hydroxyhyddrocinnamate, Benzyl Salicytate, Limonene, Linalool, Citronellol, Coumarin, Benzyl Alcohol, Hydroxycitronellal.

Envase

El producto está envasado en un frasco de cristal oscuro con letras blancas. Incluye un tapón abatible para dosificar el producto que no me termina de convencer. Prefiero que tenga un dosificador o que sea en spray porque al final sale demasiado producto. Ya no es por el gasto, porque es muy económico, sino porque lo pone todo perdido.

Contiene 250ml y cuesta 3,50 €. El precio es uno de los grandes atractivos de este y otros productos de Mercadona.

Textura y perfume

Son dos de los aspectos que más me han sorprendido. Me esperaba que fuera más grasienta, pero, al tener tacto seco, se extiende muy bien y se absorbe rápidamente. Me deja la piel muy suave sin sensación grasa o pegajosa, aunque hay que reconocer que la tengo muy seca y puede ser por eso, claro.

El perfume es muy intenso. Te recomiendo que lo huelas antes de comprarlo para evitar llevarte sorpresas. A mí me gusta, pero es algo muy personal que va en los gustos de cada uno.

Cómo lo aplico

Primero, echa un poco de aceite en las manos, masajea hasta calentarlo y extiende por todo el cuerpo. Aunque se puede usar por la mañana o por la noche, te recomiendo que lo apliques por la noche, justo después de la ducha. Así la piel está limpia y, además, te podrás tomar tu tiempo para aplicarlo.

Y es que uno de mis consejos es que lo extiendas con un ligero masaje con movimientos circulares y ascendentes. Este gesto no te llevará más que unos minutos y, además de mejorar la absorción del producto, te ayudará a estimular la microcirculación sanguínea y el drenaje linfático.

No sólo se puede usar en el cuerpo, también lo puedes usar en el rostro o en el cabello; eso sí, siempre y cuando no los tengas grasos porque te podría aportar más sebo del que ya tienen.

Aceite Corporal de Mercadona: Mi opinión

No es la primera vez que pruebo un aceite de Mercadona. Ya usé el de almendras dulces de Deliplus durante el embarazo y la verdad es que me dio excelentes resultados; al menos no me salió ni una estría.

Así que cuando se me acabó mi aceite de siempre y no encontraba por ninguna parte, decidí hacerme con este. Y es que teniendo en cuenta su precio tan reducido, poco tenía que perder y, oye, nunca se sabe, lo mismo era todo un descubrimiento.

Como te decía, aparte del precio, lo que más me ha sorprendido de este producto es la textura y el perfume. Me los esperaba peor, pero, sin embargo, tiene una consistencia muy agradable que se extiende fácilmente y se absorbe muy bien.

Y el perfume, aunque es intenso, también me gusta. Si puedes olerlo en la tienda, mejor. Así podrás saber si te gusta o no. Aunque es muy barato, tampoco es plan de desterrarlo a la primera de cambio porque el olor no te agrada.

Otra de las cosas que más me gusta es que deja la piel muy suave e hidratada. Proporciona un efecto satinado que sienta fenomenal. Si quieres lucir piernas bonitas, es ideal para el verano, con el bronceado.

Pero no sólo tiene cosas buenas, también tiene sus inconvenientes. Uno de los principales es que su fórmula contiene ingredientes sintéticos e irritantes que pueden dañar la piel y provocar alergias. A mí no me ha pasado, pero eso no quita para que te pase a ti sobre todo si tienes la piel sensible o reactiva.

Tampoco me convence el envase. Sí que es cierto que preserva bien los ingredientes y evita que pierdan sus propiedades, pero se dosifica bastante mal. Prefiero que tengan un dosificador o un pulverizador porque así se evita desperdiciar y derramar el producto.

En definitiva, a pesar de que mi experiencia con el aceite corporal de Mercadona no ha sido más o menos buena y es uno de los productos más económicos que existen, no creo que vuelva a comprarlo. Volveré a usar el mío de siempre porque me gusta más su formulación.

También puede gustarte...